Comenzó el invierno.

. Cuando leas esto, el invierno estará a punto de instalarse entre nosotros y eso también hará que se acerquen fechas de grandes celebraciones. Aprovecho la ocasión ahora que aún no estáis muy ocupadas/os, para desearos lo mejor de lo mejor en épocas venideras. Yo voy a estar realmente liado con un sinfín de cosas…

Un pequeño orgasmo…

. …en el paladar, esa es la sensación que puedes llegar a tener al degustar alguna de las exquisiteces de las que la vida nos tiene preparadas. Hoy, a través de una conversación con mi buena amiga Libe y a su pregunta por los usos culinarios de la sal Maldon, casi sin quererlo nos inundó…

Viernes: Treinta y Uno de Enero del Catorce.

. Hoy es un día especialmente frío. El tiempo ha cambiado y se nota. Ayer vi como se preparaba los guantes y pensé… mira tú que Chica más eficiente, ha oído las noticias y se prepara. Lo que me chocó es que cogiera esos que van descubiertos en la punta de los dedos… . …aunque…

Martes: Catorce del Uno del Catorce.

. Le llamaron por teléfono. La propuesta era clara, estábamos en invierno y le invitaban… como le decían textualmente, a un fantástico fin de semana en plena naturaleza rodeado de una gran superficie esquiable. Y así fue. El primer día recuerda haber hecho el descenso… . …en repetidas ocasiones. He oído que ahora piensan invitarle…

Domingo: Uno del Doce.

. El ambiente es frío pero el corazón continua tibio… y tiritando. Hoy es Uno del Doce del Trece, fecha elegida para retirarme del placer que suponen vuestros comentarios. Supongo que hasta el próximo año, creo incluso que hasta primeros de Enero estará bien. No hace falta permanecer encasillado, ni siquiera repetir las cosas eternamente….

Dime…

. …puedes imaginarte lo que experimenta su cuerpo…? . . .

El sofá del domingo

. …así, a media tarde, llena y acompaña momentos imposibles de olvidar…  . …voy a darte una sorpresa… . .

Un baño de color

. . …puede resultar deliciosamente estimulante cuando tu vida se ha tornado monocromática. Unas frías aguas Mediterráneas inducen a ello. Cuando la playa, la arena, la toalla y un cuerpo saliendo del agua se mezclan… …sólo falta añadirle un beso. Un beso de mar. . El beso y el cariño no debieran ser rutina, aunque…

Angelitos negros…

Aún no te conocía personalmente…  todavía no te había dado la mano, ni siquiera te había dado un beso de los de buenos días o de los de buenas tardes… o de los de el gusto es mio… o de los de me alegra por fin conocerte. Pero fue aquel día que quedamos para vernos…

Hielo en el cuerpo

Sí, lo sé, hay muchas formas de emplear los cubitos de hielo. En sus múltiples posibilidades, nos ayudan tanto a enfriar una magnífica ginebra o un acalorado cuerpo que reclama la máxima atención, pero para estas fechas en las que como hoy el frío lo tenemos tan cerca, nos bastará una mirada para… …recordar ciertos momentos, en…

Domingo dieciseis

Buenos días. Tostadas recién doradas frente al fuego, frotadas con tomate y regadas con aceite de oliva. Para vestirlas, nada como unas finas virutas de jamón ibérico recién cortado… …y luego un café… o dos. Así son los Domingos… bueno, no todos… . . . .

Un café cerca de la chimenea

No todos los cafés son iguales, ni todos los domingos son iguales. Hoy nos hemos levantado con unos cuantos grados bajo cero fuera, con la chimenea aún manteniendo los rescoldos de la noche anterior, con los libros encima de la mesita, tal cual se quedaron y con el olor a pan tostado frente a la…

Tu amor llegó a mi vida

Explicar lo que se siente cuando te invade de repente una ola de amor, no es fácil. Cada uno expresa sus sentimientos de una forma diferente. Tal vez no esperabas oír esto, tal vez no es la letra más adecuada, pero el baño de mar, los besos de mar, con esa ola que te llena de golpe, muy…

Aún estás a tiempo

Todavía aprieta el calorcito y aún estás a tiempo de quemar los últimos cartuchos del verano en cuanto a helados e refiere, así que si te gusta el chocolate, no deberías perderte la sensación de comerte una preciosa rosa sobre un cucurucho de auténtica y deliciosa galleta… Crees que podrás resistirte…? Yo no. . .

El frío no existe

Se acaba el verano muy pronto y creo que ya muy pocos hielos serán destinados a menesteres que no sean los apropiados para enfriar las bebidas exigentes como los gintonics… …pero nunca está demás guardar uno o dos cubitos de hielo de esos especiales, por si a finales de este mes repunta algún día de calor extremo o de necesidad, porque…

Siento Frío.

pero esta noche siento un frío que me recorre por dentro con quejidos y lamentos.